La psicología organizacional, también conocida como psicología laboral, es una rama de la psicología que estudia el comportamiento de los seres humanos en el seno de una organización. Normalmente, esta disciplina se suele utilizar en el área de Recursos Humanos para formar a los estudiantes en nociones de psicología que les permitirán manejar de forma más adecuada las distintas tareas de gestión de personal.

Realmente son dos tipos de competencias difíciles de combinar. Mientras que los profesionales de la psicología pertenecen a la rama de la ciencia, los de recursos humanos pertenecen al mundo de los negocios y la empresa.

Psicología organizacional y recursos humanos

No es sencillo, pero lo cierto es que para “humanizar” los departamentos de recursos humanos de las empresas es imprescindible que en su seno trabajen psicólogos organizacionales o profesionales de los recursos humanos que sepan sobre psicología organizacional.

Hoy en día, la mayor parte de los Másters en Recursos Humanos incluyen en su plan de estudios este tipo de contenidos. Lo cierto es que la necesidad de incluir criterios de humanidad a la hora de gestionar la plantilla en las empresas ha comenzado a cobrar importancia frente a los criterios de ahorro y eficiencia económica hasta ahora dominantes.

Humanizar los recursos humanos

Un departamento de Recursos Humanos no puede limitarse a ser un gestor más de los activos de la empresa. Es un departamento que trata con lo más valioso que tiene una empresa u otro tipo de organización: su capital humano. El buen trato a los trabajadores puede resultar más caro en un principio, pero a la larga se convierte en rentable para la empresa.

El psicólogo organizacional, frente a un profesional de los recursos humanos, es capaz de centrarse en el diseño de procedimientos, herramientas y principios para mejorar el bienestar de los trabajadores y, por ende, mejorar su rendimiento, lo que redunda en el beneficio económico de la empresa.

 Las relaciones humanas

Cada persona es un mundo. Y en una empresa u organización en la que trabajan y comparten espacio diferentes personas, las relaciones no siempre son sencillas. Además, en una gran parte de los casos, los intereses de la empresa y del trabajador no son los mismos. La empresa solicita que el trabajador rinda y cumpla su función, y el trabajador requiere a la empresa que lo trate con justicia. Por ejemplo, que sea recompensado o al menos felicitado, cuando su trabajo da buenos resultados. A eso se le conoce como el “contrato psicológico”, un contrato mucho más complejo que el contrato laboral y que el papel no puede reflejar. Por este tipo de motivos, la incorporación de la psicología organizacional a los recursos humanos se ha vuelto fundamental.

Métodos de la psicología organizacional 

Como ya hemos indicado, la psicología laboral tiene como objetivo intervenir en el departamento de recursos humanos para atender las necesidades que un contrato laboral escrito no puede cubrir. Trata de hacer que el trabajador se sienta a gusto en su entorno de trabajo. Pero, ¿cómo lo hace?

La motivación del trabajador

Existen un gran número de técnicas de motivación, más allá del incremento salarial.

  • Actividades grupales: Por ejemplo, excursiones en grupo fuera de la empresa u otros encuentros para mejorar las relaciones entre los propios trabajadores. Este tipo de actividades consiguen crear complicidad entre compañeros.
  • Programas de formación: Suele ser algo muy valorado por los empleados, ya que para ellos supone una mejora de sus competencias profesionales.
  • Espacios de intercambio: El trabajo se ha vuelto cada vez más especializado. Por eso la colaboración entre compañeros es fundamental. Las tareas de cada trabajador, aunque sean muy especializadas son interdependientes las unas de las otras. Estos intercambios de espacios de trabajo pueden ser desde reuniones hasta en encuentro casual de dos personas en el ascensor.
  • Programas de promoción: Los trabajadores valoran mucho la posibilidad de promocionarse y realizar una carrera profesional completa en la empresa en la que trabajan. Saber que cuenta con posibilidades de permanecer de forma indefinida en un puesto de trabajo, entender que forma parte del equipo y puede aspirar a alcanzar puestos de mayor responsabilidad hacen que un empleado se comprometa mucho más con su trabajo. Por el contrario, un trabajador sin ninguna certeza de poder continuar en una empresa suele ser un trabajador desmotivado, da menos importancia a su trabajo y desempeña peor sus funciones.
  • Realizar entrevistas periódicas: Entrevistas que pueden ser personales o grupales y que sirven para conocer el estado de ánimo, las preocupaciones o las quejas de los empleados.

Las funciones del psicólogo organizacional

En un departamento de recursos humanos, las funciones del psicólogo son las de adecuar a cada individuo a su puesto de trabajo. Darle unas funciones o quitarle otras y, en general, hacer que el puesto de trabajo se moldee lo máximo posible a las necesidades y características del trabajador, en función de sus condiciones particulares, son cuestiones que compete decidir al psicólogo organizacional en las empresas que se tomen en serio esta política. En ese sentido, el psicólogo organizacional puede:

  • Realizar organigramas, análisis de las cargas de trabajo, valorar los puestos, así como diseñar los planes de formación.
  • Inspeccionar las condiciones de trabajo y la salud. La Atención directa al trabajador.
  • En el área directiva, puede asesorar al director de recursos humanos.

Formación en psicología organizacional

Como ya hemos explicado, en departamentos de Recursos Humanos la presencia de la psicología es un punto que ha de tenerse en cuenta. Muchas veces, estos departamentos incluyen a titulados universitarios en esta materia. Pero hoy en día, existe formación específica en psicología organizacional, psicología del trabajo o psicología laboral, tanto en cursos específicos en la materia, orientados a profesionales de los recursos humanos o a aquellos estudiantes que se estén formando para trabajar. También en los Máster de Recursos Humanos se incluyen ya estas competencias.

Suscríbete a nuestra newsletter y recibe contenidos exclusivos sobre educación. Tendencias, curiosidades, trabajos, becas. 

¡Ya somos más de 200.000!

¡Se ha suscripto con éxito!

Pin It on Pinterest

Share This