Temarios totalmente actualizados, creatividad, constancia y disciplina. Éstas son las claves para hacerte este año con tu plaza de maestro.

2017 ha arrancado con una buena noticia para todos aquellos que quieran opositar en el área de la Educación. Aunque no se han confirmado aún todas las convocatorias, cada vez son más las Comunidades Autónomas que han anunciado que este año ofertarán plazas tanto para el cuerpo de maestros como para el de profesorado.

Si este año aspiras a alzarte de una vez por todas con tu plaza, debes saber que las de educación, son una de las oposiciones más solicitadas y en las que se presenta un mayor número de candidatos, por lo que la competencia está asegurada. Si quieres ganarte al tribunal, tendrás que ser original para poder destacar entre el resto de aspirantes. Pero no queremos desanimarte nada más empezar. También existe un dato esperanzador: tras varios años consecutivos en los que el número de plazas fue disminuyendo progresivamente, para este año se espera un ligero incremento de la oferta.

No vamos a negarlo, el del opositor es un camino duro, con independencia de la especialidad a la que te presentes. Dada la alta competencia que existe en este sector, queremos brindarte una serie de consejos y recomendaciones básicas que creemos pueden ayudarte a preparar las oposiciones y alcanzar tu meta.

1. Materiales actualizados

Antes de ponerte a estudiar, es fundamental contar con un temario actualizado. Las modificaciones legislativas son todo un clásico en materia de Educación. Debes adaptar el contenido a la normativa de aplicación (LOE, LOMCE y reglamentación según la Comunidad) y tener en cuenta las últimas novedades publicadas. De nada sirve saberse las unidades al dedillo si no están a la orden del día. En este punto, puedes acudir bien a una academia preparadora que te facilite el temario, o bien utilizar el de convocatorias anteriores y modificar, normativa en mano, los puntos o aspectos que hayan variado. No olvides que hacer tuyo el temario es una cuestión fundamental.

2. Organización

Una vez tengas el temario actualizado, toca ponerse manos a la obra. Pero antes, es preciso que te organices y planifiques correctamente. Y es que la organización es uno de tus principales aliados. No retrases el día de comienzo del estudio al momento en que sepas con certeza la fecha del examen. Cuanto antes empieces, mejor. Ten en cuenta que para estas oposiciones, se requiere más que un aprobado. Se recomienda confeccionar una agenda realista