Nuestro cuerpo necesita sales minerales para funcionar. Estas sales se encuentran en nuestro organismo de manera natural y las ingerimos cada día a través de la alimentación.

Las sales de Schüssler constituyen un método terapéutico, desarrollado por el doctor Wilhelm Heinrich Schüssler, basado en el uso de 12 de estas sales minerales utilizadas de manera homeopática, con el fin de estimular o restaurar las funciones corporales y de corregir trastornos del organismo.

Tipología de Sales de Schüssler

 

Existen una docena de sales minerales con diferentes efectos que pueden aplicarse en dosis de pastillas o en forma de pomada con diferentes potenciaciones disolutivas. Son las siguientes:

1 Calcium Fluoratum

Esta sal se encarga de dar elasticidad al tejido celular. Se utiliza para pieles con alteraciones, como heridas, cicatrices, arrugas, varices, etc.

2 Calcium Phosphoricum

Tiene incidencia en los huesos. Ayuda al crecimiento óseo, a la coagulación de la sangre y mejora el intercambio de nutrientes al permeabilizar la membrana celular.

3 Ferrum Phosphoricum

Si sufres alguna lesión o alguna inflamación, esta es tu sal. Mejora la absorción del oxígeno y del hierro, además de regular la circulación sanguínea.

4 Kalium Chloratum

Regula los niveles de sodio del organismo y es útil en el tratamiento de heridas, inflamaciones o mucosas. Es muy efectiva contra las flemas o la aparición de abundante mucosa.

5 Kalium Phosphoricum

Revitaliza el cuerpo y el cerebro de la actividad física y mental. Esto permite una mejora en el funcionamiento de los músculos, más rapidez en los procesos de cicatrización y una optimización de la transmisión de impulsos nerviosos.

6 Kalium Sulfuricum

Es indispensable si lo que buscas es depurar tu organismo, porque limpia el hígado, el gran laboratorio químico natural del cuerpo humano. La ingesta de este tipo de sal ayuda a reducir las inflamaciones crónicas y las alteraciones de la piel.

7 Magnesium Phosporicum

Calmante natural de dolores de todo tipo, especialmente de dolores musculares, calambres, migrañas, etc. Entre sus principales efectos encontramos la remisión de calambre.

8 Natrium Chloratum

Estimula el metabolismo, especialmente el llamado metabolismo líquido, aquel que se encarga de digerir la comida con loa flujos gástricos.

9 Natrium Phosphoricum

También actúa en el metabolismo, pero esta vez reduciendo los niveles de ácidos del cuerpo, algo muy útil para los dolores digestivos o la gota.

10 Natrium Sulfuricum

Esta sal también sirve para la desintoxicación del organismo. Purifica órganos como los riñones, el páncreas o el intestino, lo que la hace muy útil para paliar problemas de estreñimiento, diarrea, cólicos, reuma, etc.

11 Silicea

Es la sal de los “coquetos”, porque interviene directamente en los cartílagos, tendones y huesos como ayudante en la creación de colágeno, principal componente de los materiales de cosmética. Usa esta sal en el caso en el que tengas problemas de arterias, arrugas, callos y uñas.

12 Calcium Sulfuricum

Realiza el drenaje de lo que conocemos como pus. Ayuda, por lo tanto en la supuración de heridas y a reducir problemas de bronquitis u otros.

La labor de Wilhem Heinrich Schüssler

Ya sabes los efectos de las doce sales, pero ¿quién las descubrió? Fue el propio Wilhem Heinrich Schüssler, bioquímico alemán, el que las aisló y logró establecer su cantidad adecuada en forma de pastillas.

Heinrich Schüssler se licenció en medicina en París y al poco tiempo de licenciarse montó una consulta en Oldenburg que le proporcionó la experiencia necesaria para tratar a sus pacientes con métodos homeopáticos.

Se apoyó en varios estudiosos de la homeopatía, campo que le reportaba una gran responsabilidad, puesto que había pocos avances en la época. Así, se apoyó en la postura del doctor Virchow y Moleschott en relación al descubrimiento de las sustancias que permanecen después de la combustión de los tejidos humanos o animales.

De este modo, consiguió descubrir compuestos como el fosfato de calcio o cloruro potásico, muy comunes, para curar a pacientes con problemas en los órganos donde más se originan. Tanto es así que utilizó cloruro potásico para curar a niños con problemas de difteria.

Más tarde, las sales de Schüssler comenzaron a tomar fama y a ser requeridas por el público con carencias en este tipo de sales. Ahora se comercializan en su página web oficial junto con las pomadas.

¿Cómo se absorben las sales de Schüssler?

Podemos distinguir tres etapas principales en la intervención de las sales de Schüsler en nuestro organismo:

1) Las sales son ingeridas por un individuo. Esto, en bioquímica, provoca que las células humanas absorban el contenido de las sales sin considerarlas malignas.

2) Una vez que las salen se cuelan dentro de la célula, se producen reacciones bioquímicas por los minerales absorbidos por el individuo en el proceso de metabolismo de la alimentación, lo que contribuye a potenciar sus efectos.

3) Fase de equilibrio. Las sales introducidas en las células complementas a las que ya existen dentro de ella y potencia los efectos en el metabolismo.

Relación de las sales de Schüssler con la homeopatía

La homeopatía, según la Real Academia Española, es un “sistema curativo que aplica a las enfermedades, en dosis mínimas, las mismas sustancias que, en mayores cantidades, producirían al hombre sano síntomas iguales o parecidos a los que se trata de combatir.”

Esto, en homeopatía, se conoce como el principio de similitud y viene a decir, por ejemplo, que una sustancia como el café puede producir molestias en grandes cantidades, pero ser curativo en pequeñas dosis.

La bioquímica, por el contrario, tiene más que ver con el estudio de los procesos químicos y de la composición química de nuestro organismo, por lo que es un estudio transversal que puede dar a conocer alteraciones en el metabolismo o la composición de los órganos de cualquier persona, algo muy útil para detectar cánceres en ciernes o cualquier otra enfermedad similar.

Dicho esto, ¿Serías capaz de probar la eficacia de las Sales de Schüssler por ti mismo o prefieres otro tipo de tratamiento natural?

Suscríbete a nuestra newsletter y recibe contenidos exclusivos sobre educación. Tendencias, curiosidades, trabajos, becas. 

¡Ya somos más de 200.000!

¡Se ha suscripto con éxito!

Pin It on Pinterest

Share This